Desde el estreno del polémico documental que da a conocer los supuestos casos de abuso sexual infantil por parte de Michael Jackson diversos testimonios han aparecido como el caso del más reciente, pues una de sus ex empleadas declaró un importante hallazgo que pone en tela de juicio su credibilidad ante el mundo.

En una entrevista para el “Daily Mail”, Adrian McManus quien fuera trabajadora en el rancho de Neverland durante cuatro años aseguró que mientras realizaba sus tareas diarias llegó a a encontrar ropa interior del cantante y de los niños por toda la casa.

“Él dejaba su ropa interior flotando en el agua igual que la de los niños pequeños. Si no estaban flotando en el agua, estaban afuera en el piso alrededor del jacuzzi. Solía encontrar cosas así”, reveló McManus.

De la misma manera, Adrian aseguró que cuando los pequeños pasaban fines de semana largos en su propiedad, los ponía a pelear entre ellos por su amor y atención: “Él tomaba las manos de los peleaban por el amor de Michael”, mencionó.

Dos hallazgos más fueron dados, ya que la ex empleada aseguró que en una ocasión, Jackson le pidió que enmarcara fotos de bebés desnudos para colocarlas en su dormitorio y fueran parte de la decoración, además de encontrar varios cassettes VHS que al parecen tenía contenido explícito entre el cantante y los niños.

“Creo que eran de Michael Jackson haciendo cosas inapropiadas que tenían que estar ocultas o lo habrían puesto en la cáncer. Creo que eran cintas sexuales”, manifestó.